Los caminos de Chabuca Granda

Por Ani Bustamante

Chabuca Granda, hermosa mujer peruana, musa inspiradora de mis días en Madrid, no deja de sorprenderme cuando, lejos del susurrar de sus canciones en la cotidianidad limeña, me acerco a ellas desde la distancia, desde otras calles, otros puentes. Cuando, despacio, vuelvo a su poesía y a la revolución de sus sonidos.

Quizá la faceta más conocida de Chabuca sea la del tiempo de cantarle a la tradición de una Lima antigua y señorial, cantar para no perder las calles, los perfumes y sabores.

Que Chabuca nos hace rememorar, queda bastante claro. Cuando habla de la memoria pareciera que todas las notas musicales se pusieran de acuerdo para hacernos viajar en el tiempo y recuperar algo de lo irrecuperable.

Y aquí hay algo que esta señora de viajes y de sueños, me sigue enseñando: la gran paradoja del ir y venir, la necesidad de recordar el olvido. Todo esto mostrado desde su necesidad de imprimir con canciones las huellas de Lima y sus recovecos, las alturas de los andes y su grandeza, el ritmo y sensualidad del negro peruano. Los múltiples personajes de su universo conjugan con el canto a lo perdido, con el sonido evanescente, con aquello que hay que olvidar; como cuando canta, casi adormeciéndonos: “cuando ya se me olvide habré olvidado, viviré adormecida liberada, no ansiaré una respuesta, pues no habré preguntado…”
Chabuca dice, al oído afinado, que hay algo de la tradición, de lo pasado, que se sostiene en el vértigo del futuro, en la herida de la pérdida… y ahí, ella, mujer de ríos de vino, se juega con el propio cuerpo cuando dice:
“Balbucearte de nuevo en los puentes mi voz, y dejarte caer otra vez pobre voz, otra vez”

La voz, ya separada del cuerpo, caída. Regresa desde otro lugar, desde el otro lado del puente para mostraros una cierta extrañeza frente a nosotros mismos. En el caso de Chabuca, los recorridos líquidos no dejan de hacerme pensar en los flujos del movimiento del deseo, con aquello que imprime y con lo que pierde. Con aquella palabra que se dice para grabarnos en la memoria al “viejo puente, el río y la alameda”, y con aquella voz caída que irrumpe en el tiempo necesario de la pérdida (que hará posible la irrupción de otro puente, otro río y otra alameda). Y con ellas, la palabra y la voz, dejarnos llevar, dejarnos perder en la entrega de esta poeta a su ser peruana y a sus orillas de mujer:
Llegaré a las orillas de un río de vino,
llegaré;
A borrar caminos
A dormir olvidos, llegaré…

Anuncios

Comments

  1. Una maravilla. Muchas gracias, Ani. Después de escucharlas varias veces, no sé cuál prefiero…quizá la primera, porque ha sido la primera, porque me ha arrebatado sorprendida, porque es terrible y hermosa, pero también “pobre voz” y “un río de vino” y, la más parecida a las conocidas “Señor Manuel”. Repito, una maravilla.
    Un besazo.

    Me gusta

  2. su canto me atrapa…
    su poesía me envuelve…

    única e insuperable

    Ani, gracias por compartir su música

    Me gusta

  3. Querida Bel, gracias por vibrar con estas letras y estos sones que llegan de lejos para ti… de lejos, que en realidad es cerca. Desde eso extranjero que deviene íntimo, de pronto, en una cadencia y en un filo del lenguaje.
    Efectivamente, hay algo de “terrible hermosura”.
    Un beso grande

    Me gusta

  4. Si Kiko, su música nos envuelve, transporta (domingos familiares dilatando el tiempo). Hay mucho por explorar en las profundas aguas de Chabuca… nos toca hacerlo.
    Gracias por la visita,
    Mil besos

    Me gusta

  5. Su musica, como su voz, resulta hipnotica, balsamica. Gracias por compartirlo, Ani.

    Me gusta

  6. Doctor, que gusto verlo por aqui… encantada que se hipnotice, que se sintomatice y llene de lapsus este blog.
    Beso inmenso Sigmund

    Me gusta

  7. Un impacto muy emotivo, leerte y escuchar…sentir… gracias por este regalo Ani.
    En el tren que voy a veces tengo la fortuna de parar en alguna estación y deleitarme con notas que recuerdan mis raíces, mis arraigos. La de hoy ha calado hondo, la dulzura de Chabuca y su melodía tan limeña me llena de cosas lindas, recuerdos, añoranzas…

    Me gusta

  8. Si Lili, es de una dulzura fulminante, una capacidad evocadora y, más todavía, un canto sutil y abstracto que atrapa, embriaga… cuánta añoranza de ella.
    Un beso muy, muy, grande

    Me gusta

  9. Brindo con canela y huelo el vino.Perdido voy caminando por los pliegues y en ese laberinto geométrico de pliegues, me encuentro con una chirimoya y el Sr. Manuel me enseña el camino…que fácil era llegar a tu río de vino, pero terminé en la Alameda,enamorado de Lima buscando una gata por los tejados.Gracias Chabuca y besos Ani.

    Me gusta

  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    Me gusta

  11. Bueno, bueno… qué cosas despierta Chabuca! busca esa “luz de un farol que preste amor a tus ensueños”… Alex, tu llevas la flor de chirimoya donde estes. Tendremos que aprender a navegar entre el puente y la almudena. Enamorados de Lima.
    Besos de canela

    Me gusta

  12. Ani !!

    Finalmente encontré un momento de paz interior para abrir las puertas de mi alma a Chabuca.
    Dicen que los ojos son las ventanas del alma. Y yo diría que los oídos son las puertas.
    Si por los ojos se nos puede ver el alma, por los oídos somos directamente invadidos.
    Y yo, un vecino de puerta de Chabuca, no podía estar más lejos de ella y de todos los otros que siempre estuvieran al mi alrededor.
    Lejos justo porqué lo que me llegaba, entraba por las ventanas. Faltaba abrir las puertas, cerradas por el idioma.
    Pero cómo me dijo un amigo cuando veía mi expresión escuchando por la primera vez, a los 33 años, a Joaquin Sabina: “que suerte tienes”.
    Yo le entendí. Que bueno es el frescor de una primera vez.
    Y que buena mi primera vez con Chabuca…

    Ah, Ani… Siempre me presentando a mujeres increíbles. Pero no podía ser de otra forma, no? Es la ley de la atracción (que no es la de los opuestos).
    Un beso grande y palante.

    Me gusta

  13. Oi Kiko, que bom ter voce por aqui. Gostei da metafora da porta e o ouvido. Quando voce quiser canto La Flor de la Canela em portugues, asim facemos da porta un pliegue entre nuestros vecinos idiomas. Creo que Chabuca y Caetano ya recorrienron ese camino del juego con la otra lengua, experimentando el sonido en sí mismo del lenguaje.
    Todas las puertas abiertas!!!!
    Beso inmenso

    Me gusta

  14. Anonymous says:

    ¿Qué pasa? ¿Nunca habíais escuchado las canciones de Chabuca? Increíble, descubrir recién la maravilla, existente sin embargo desde hace mucho.

    Me gusta

  15. Gracias Anónimo, esperemos que algunos la sigan descubriendo y, otros como yo, redescubriéndola, día a día, con todos sus impresionantes matices.

    Me gusta

  16. Hermoso homenaje a nuestra recordada Chabuca Granda. Perdona la tardanza en responderte, lo tenía pendiente pero soy sumamente volado. Veo que también vives en Madrid. A ver si a mi regreso(ahora estoy en yanquilandia) quedamos para un cafetín,
    un beso y gracias por leerme,
    s

    Me gusta

  17. Hermoso homenaje a nuestra recordada Chabuca Granda. Perdona la tardanza en responderte, lo tenía pendiente pero soy sumamente volado. Veo que también vives en Madrid. A ver si a mi regreso(ahora estoy en yanquilandia) quedamos para un cafetín,
    un beso y gracias por leerme,
    s

    Me gusta

  18. Hola Santiago, gracias por volar por este blog y compartir el recuerdo de nuestra Chabuca.
    Pásame la voz cuando estes por estas calles madrileñas.
    Un beso

    Me gusta

  19. Paseando por ahí, he descubierto esto:
    http://www.goear.com/listen/2a2e98c/Cardo-o-Ceniza-Chabuca-Granda

    supongo que ya lo conoces…, pero a mí me ha dejado perpleja y admirada ese desesperado erotismo.
    Nunca te agradeceré bastante semejante redescubrimiento.

    Un abrazo, Ani.

    Me gusta

  20. Efectivamente Bel, Cardo o Ceniza es un temazo, y abre todo otra línea de Chabuca. La he agregado a este pequeño homenaje gracias a tu impulso. Chabuca la canta en varias versiones, dejo aqui una que me gusta mucho.
    Ahí va guapa.
    Besos

    Me gusta

  21. Hola!!!!!!

    Me huele que este es un muy buen blog, o no es así????? Te descubrí por un amigo en Común….
    Por lo pronto te pongo en mi lista de blog, así regresare, en cuanto pueda, siempre y cuando me lo permitas.
    Mientras tus escribes de todo un poco, yo saco fotos de todo….podríamos hacer un combo….

    Un súper abrazo de oso.

    Me gusta

  22. No te vayas.

    Regresa siempre.

    Amaga.

    Haz real lo imaginario, y al revés.

    Intensidad de lo finito por ilimitado y contigüo.

    Poblar nuestra soledad. No llenarla de fantasmas, sino poblarla con ese pueblo que vendrá.

    Vida y escritura.

    Nuestro devenir imperceptible.

    Un trazo. Una singularidad.

    Una brizna.

    Nuestro blog.

    Enhorabuena.

    Me gusta

  23. Gracias Común por tu visita, visitaré tus espacios, recorreré los tiempos para el instante de la imagen.
    He tenido un poco parado este blog pero ya retomará la marcha.
    Saludos

    Me gusta

  24. Eres una sorpresa Jaad… excritor de trozos de trazos de (i)realidad.
    Intuyo un baile de paradojas,
    gracias por el son.
    Un abrazo

    Me gusta

  25. Sin Ani, casi un montón de tiempo. Se te echa de menos.
    Espero que estés recuperando otro tiempo, también, sí, como un acontecimiento.
    (Y me repito, casi sin diferencia)
    Otro besazo.

    Me gusta

  26. Bel, gracias por “re-petir” el llamado. ¿Qué es lo que se re-cupera?
    Pronto volveré a estas letras, como cuidadoso trabajo manual. Un beso muy grande

    Me gusta

  27. Hola!!!!!

    ANI, respetamos tus tiempos, espero que todo este bien en tu vida…

    Un abrazo de oso.

    Me gusta

  28. Común, gracias por darte un tiempo y pasar por aqui, a pesar de mis ausencias. La escritura aparecerá y con ella, un buen ritmo de intercambio,
    Un beso

    Me gusta

  29. Y me he dejado arrullar, y sin duda alguna “Pobre voz” me habla y me habla y me habla. Mucho me dice, más de lo que puedo internalizar en este breve momento.
    Es para no dejar de escucharla.

    Precioso post!

    Me gusta

  30. Mar, dificil atrapar ee instante… es un “dejarse caer” en él. El efecto de la voz y el arrullo, que convocan y reencuentran. Gracias por pasar por aqui, sabes que te extrañaba. Besos

    Me gusta

  31. Ani
    Me encantó tu blog
    Chabuca siempre insistía en que ella no cantaba, sino que decía las canciones… su voz es un arrullo conmovedor.
    Tiene una canción Larga noche, una zamacueca, que te recomiendo especialmente.
    Sigamos disfrutando de esta decidora.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: